Reiki

El reiki es un sistema de armonización natural que utiliza la energía vital universal, para tratar enfermedades y desequilibrios físicos y mentales. Mikao Usui (monje zen japonés), fue quien afirmó haber redescubierto esta técnica de sanación milenaria, tras alcanzar Satori (estado máximo de calma interior) durante un retiro espiritual en el monte Kurama de Kyoto hacia 1920.
El método reiki se basa en la creencia hinduista de que el correcto fluir de la energía vital a través de los siete principales centros de energía de nuestro cuerpo o Chakras, es lo que asegura un buen estado de salud en el organismo. Según esta creencia, el mal funcionamiento o bloqueo de la energía en uno o varios Chakras sería lo que provoca o agrava el mal estado de salud, dando lugar a trastornos y enfermedades que, finalmente, se reflejan en el cuerpo físico. El método consiste en dirigir energía reiki principalmente a los centros energéticos del paciente, con el fin de desbloquearlos y potenciar el proceso de recuperación.
El reiki no puede reemplazar al tratamiento médico, aunque sí se puede utilizar de forma complementaria.

 

ALGUNOS BENEFICIOS DEL REIKI.

Incrementa el nivel de energía y vitalidad.

Aumenta la autoestima y la confianza

Tratamientos de dolencias, artritis, migrañas, reumas, lumbalgias.

Refuerza el sistema inmunológico.

Tratamiento del estrés, angustia, y depresión.

intro